Cómo preparar y aprovechar un mercado

Tras un mes de septiembre intenso en los que he acudido a la quinta edición de Conecta Fiction, que se celebró en Pamplona, y a la primera edición de Iberseries Platino Industria, que tuvo lugar en el Matadero de Madrid, por fin me puedo poner a reposar todo lo aprendido, lo conectado y lo vivido.

Ya te conté anteriormente las razones por las que un guionista debe acudir a los festivales de cine, pero, de igual modo, es muy importante, y cada vez más, acudir a llevar tus proyectos a los mercados de series de ficción.

 

¿Qué es un mercado si estamos hablando de audiovisual?

Un mercado es un evento en el que se reúnen los profesionales del audiovisual (de series y de cine) para entablar relaciones, hacer networking, negociar ventas de formatos, de series, buscar coproducciones o encontrar proyectos.

A este tipo de eventos suelen acudir productores, ejecutivos de plataformas, distribuidoras, exhibidoras, agentes de ventas, escuelas de cine y audiovisual, empresas de postproducción, compositores y, cada vez más, guionistas con proyecto.

Todo el mundo acude a hacer negocio, cada uno con su interés, pero muchas veces estos intereses confluyen y se hace match. Acudir a un mercado es una buena manera de hacer marketing para guionistas porque muchos productores están a la caza de los nuevos proyectos tratando de encontrar la siguiente La Casa de Papel.

¿Qué mercados?

Como te he dicho, lo dos a los que he acudido recientemente, Conecta Fiction e Iberseries, son los dos más importantes a nivel España, pero hay otros a nivel internacional. Apúntate nombres como Ventana Sur, MIP Cancún, MIPCOM, MIPTV o London Content o Seriesmania.

Promete hacer un post más concreto sobre los mercados próximamente.

Acreditarte en estos mercados no es gratis. Iberseries, por ejemplo, cuesta 100 euros, Conecta Fiction más de 300 y los dos de Cannes por encima de los 500.

Eso sí, debes estar atento a los precios early birds, lo que siempre implica un descuento con respecto a estos precios.

Además, no solo acudirás a estos mercados para tener reuniones y hacer el pitch de tu proyecto, sino que todos ellos conllevan una serie de actividades como conferencias, paneles, masterclasses y sesiones de pitching, que te ayudará a tomarle el pulso a la industria, las tendencias y a saber orientar tus proyectos por los mejores caminos.

Como la oportunidad es muy buena y el precio de la acreditación suele ser alto, conviene preparar muy bien el evento para sacarle el máximo provecho posible.

Vamos allá.

Acreditación Early Bird

Si tu previsión de agenda te lo permite, lo ideal, para cuidar el bolsillo del guionista que si no es un creador top suele estar bastante vacío, es reservar la acreditación con tiempo, ya que los precios suelen variar considerablemente.

Al final, siempre hay mucha gente que se acredita a última hora cuando por fin pueden confirmar sus agendas.

En el caso del Conecta Fiction, por ejemplo, si eres afiliado a ALMA sueles disfrutar además de un descuento extra si eres rápido en tomar la decisión.

1-2 semanas antes del evento

Llega el momento de preparar el evento, y esto, si no tienes un/a asistente, que no suele ser nuestro caso, requiere de varias horas al día, dependiendo de cómo funcione la web o la plataforma creada por el mercado.

Normalmente, a dos semanas del evento, suelen publicar la lista de los profesionales acreditados y también las programación de las actividades.

Lo primero que debes hacer, desde mi punto de vista, es echarle un vistazo a la programación y marcar las conferencias y masterclasses que más te interesan y no te quieres perder bajo ningún concepto. Y debes bloquearte la agenda para esas horas.

Yo personalmente te recomiendo que utilices la agenda que uses habitualmente, en mi caso Google Calendar, porque las propias de las webs del evento, o bien no funcionan bien, o bien no te sabes manejar al no estar acostumbrado. Hablo desde un punto de vista personal, por supuesto.

Y una vez que tengas marcadas las actividades que no te quieres perder, toca explorar la lista de profesionales que van a acudir al evento.

Habrá algunos a los que conozcas de antemano porque estás al día de la industria y otros cuyos nombres o empresas no te sonarán.

Creo que lo ideal es echar primer un vistazo general a toda la lista y, una vez los ha visto todos, seleccionar los que más te convienen debido a la naturaleza de tu proyecto.

Es decir, debes estudiar todas las productoras y plataformas y analizar, por línea editorial, presupuesto o contactos, las que son más idóneas para sacar adelante tu proyecto.

Una vez hayas hecho esta selección, es el momento de solicitarles la reunión. Si la plataforma funciona bien, hazlo a través de los medios pensados para ello. Si no es así, utiliza el correo electrónico. Explica en el mensaje de solicitud de reunión quién eres, qué has hecho, qué tipo de proyecto tienes (sin desvelar nada) y por qué crees que sería interesante para ellos tener esa reunión contigo.

Una vez solicitada la reunión, queda esperar. Pero no te olvides de seguir revisando la lista de profesionales puesto que, especialmente en la última semana, suelen acreditarse nuevos ejecutivos y, por mi experiencia, suelen ser los más interesante y los que, por descontado, estarán más solicitados.

Toda esta gestión de seleccionar los profesionales, solicitar las reuniones, cuadrar las agendas y llegar a acuerdos, te llevará varias horas al día. Desgraciadamente ,es una labor necesaria.

Durante el evento

Tienes que saber que toda la agenda y, hablemos en nuestro idioma, el guión que te has hecho de cómo iba a ser el evento es solo eso, una guía.

Habrá algunas reuniones que se te caerán y, como debes estar abierto a conocer gente en encuentros, conferencias o simplemente tomando un café, deberás saber detectar y conseguir nuevas reuniones que te van a interesar.

Eso, en ocasiones, te hará renunciar a alguna de las charlas y conferencias y, a lo mejor, encuentras más atractivas otro tipo de actividades en las que al principio no reparaste.

Es importante ganar visibilidad, conocer gente, relacionarte en los encuentros y los cócteles.

Por cierto, llévate tarjetas, no hagas como yo, que se me olvidan, aunque hoy en día lo importante es guardarte, de alguna manera, los contactos (teléfonos e emails) de las personas que vayas conociendo y con las que te vayas reuniendo. Y para eso no hay nada mejor que tu smartphone.

También tienes que hacerte un resumen de cada reunión en el que quede claro el contenido y la conclusión. Es decir, qué proyectos quedaste en enviarle o si te pidieron el CV o una prueba de tu escritura de guiones.

Para esto puedes utilizar una libreta, la app de notas de tu móvil o, incluso, el correo electrónico.

Tienes que ser flexible, saber que tu plan puede cambiar a medida que transcurre el evento y, sobre todo mostrarte abierto a conocer gente y a aprender.

La semana siguiente al evento

No seas impaciente y no envíes tu proyecto nada más terminar la reunión. Es absurdo, no vas a ganas tiempo.

Como pronto, los directores de desarrollo, analistas y productores no empezaran a leer los proyectos que les envíen hasta la semana siguiente al evento, cuando cada uno haya vuelto a su rutina.

Así que la semana siguiente es la adecuada para enviar tu proyecto, teniendo en cuenta que será raro que obtengas una respuesta antes de un mes.

Haz un email personalizado para cada envío y haz referencia a algunos de los temas que tratasteis en la reunión. Que nadie piense que estás enviado un corta-pega.

Y ahora, entonces sí, ha terminado tu evento.

Ya solo queda esperar.

Etiquetas:
,